Las aventuras de Pete & Pete y los videos de Smashing Pumpkins moldearon mi forma de ser. Estética de suburbio, lo sé, una porquería. El arte del disparate.

Recuerdo que en mi fiesta de trece años senté a mis compañeros de la secundaria a ver Pete & Pete. Nadie se reía, el humor era demasiado absurdo. Yo no comprendía por qué no les causaba gracia. En momentos así es cuando te das cuenta de que vas a ser una persona muy nerd toda tu vida. Lo bueno de internet y las épocas actuales es que ahora eres cool por eso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.