agosto15-17

No me quiero morir porque por fin he vuelto a escribir. No: no es que haya querido morirme nunca. Pero ahora menos quiero morir, sería tragedia dejar las cosas a medias. Debo terminar. En esto pienso estos días, en que los jugos brotan.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario